Esta mañana se ha celebrado una nueva Berripill en el Hospital. En esta ocasión, Carlos Suso, Profesor Ayudante Doctor y miembro del Laboratorio de Psicología y Tecnología de la Universitat Jaume I ha hablado sobre el modelo de atención al dolor crónico mediante las TIC.

El dolor crónico se ha convertido en un alarmante problema de salud pública por su elevada prevalencia (alrededor del 20% de la población adulta) y sus costes asociados (entre el 2 y el 3% de nuestro PIB). La carga sobre nuestro sistema público de salud es tal que poco más de 1/3 de estos pacientes son derivados a unidades especializadas y casi el 70% de ellos tardan más 1 año en ser derivados. Además, el tratamiento que reciben es raramente multidisciplinar y las visitas de seguimiento se dilatan demasiado en el tiempo (varios meses). Esto dificulta enormemente la detección de los problemas asociados al tratamiento y la monitorización de su eficacia entre visitas, lo que evidencia que muchos pacientes no están recibiendo los tratamientos multidisciplinares que recomiendan las guías para el manejo del dolor crónico.

En esta sesión se han presentado soluciones basadas en las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) para dar respuesta a algunos de los retos asociados al tratamiento de esta enfermedad. Se ha discutido el papel que están teniendo diversas tecnologías, desde aplicaciones móviles a la realidad virtual, en el manejo del dolor crónico a través de experiencias personales y revisión de trabajos recientes. Además, se han presentado barreras y retos futuros en el uso de las TIC en esta población y se ha discutido la posible aplicación de estas tecnologías en otros problemas crónicos.